ACTUADRÉN. 40 Vegicaps


ACTUADRÉN. 40 Vegicaps

N.º de producto: CD07

En existencias
se puede enviar en 1 días

20,00 / unidad(es)

IVA incluido

 


unidad(es)

INDICACIONES

- Favorece la pérdida de peso.

- Aumenta la cantidad de músculo y grasa parda.

- Incrementa el metabolismo basal y favorece un metabolismo energético saludable.

- Favorece la motivación y el estado de ánimo, contribuyendo a reducir el apetito.

- Es un termogénico que eleva el gasto energético y favorece la utilización y     movilización de grasa.

COMPOSICIÓN

200 mg Ácido Ursólico, 190 mg Garcinia Cambogia, 100 mg Diente de León (Taraxacum officinale), 50 mg Naranja amarga (Citrus aurantium), 20 mg Acetil L-Carnitina, 10 mg   L- metionina, 10 mg L-Glutamina, Vitaminas B2, B3, B5, B7 y B12 (30% VRN), 20 μg de Picolinato de cromo y gelatina vegetal (cápsula).

POSOLOGÍA

Tratamiento: Dos cápsulas al día antes de las comidas con abundante agua (producto asociado al Teadrén).

Mantenimiento: Una al dia antes de comer.

PROPIEDADES DE SUS INGREDIENTES

ÁCIDO URSÓLICO:

Es un compuesto vegetal procedente de la piel de las manzanas.

Según investigadores de la Universidad de Iowa reduce la obesidad y los problemas de salud asociados a ésta ya que aumenta la cantidad de músculo y grasa parda; tejido reconocido por sus propiedades para quemar calorías.

El ácido ursólico convierte el tejido de grasa blanca en marrón, motivado por el incremento de irisina (hormona quema grasa).

En el año 2012 Bostrom y cols., descubren una mioquina noble a la que llamaron Irisina, por la diosa griega de la mensajería "IRIS". La Irisina es secretada principalmente por el músculo esquelético en respuesta al ejercicio, ya sea aeróbico, de fuerza o de alta intensidad, donde se incluyen, ejercicios de intervalo de alta intensidad. Esta hormona polipeptídica (112 aminoácidos) actúa principalmente sobre células adiposas subcutáneas, transformando grasa blanca en grasa parda.

La Irisina es una hormona pequeña de 112 aminoácidos, secretada como producto de la fibronectina tipo. La grasa parda es altamente termogénica, lo que favorece el aumento del gasto energético total y ayuda a mantener o incluso a perder peso corporal. La concentración de Irisina plasmática se relaciona positivamente con la sensibilidad a la insulina y la pérdida de peso. Además, se ha descubierto que una mayor concentración de Irisina plasmática se relaciona con el alargamiento de los telómeros, y también, con una mayor concentración de T4 libre. Todas las funciones mediadas por la Irisina, le atribuyen una acción protectora contra distintas enfermedades, especialmente metabólicas.

La grasa parda juega un papel fundamental en la termogénesis y el gasto energético en los lactantes, y si bien hace algunos años se pensaba que en los adultos ésta no estaba presente, actualmente y gracias a las nuevas tecnologías se ha podido evidenciar lo contrario, y se ha podido determinar que su concentración está asociada a la cantidad de masa magra ya que su liberación es mediada por la contracción muscular.

Distintos estudios han mostrado que los cambios en la actividad del tejido adiposo pardo pueden afectar la termogénesis y la homeostasis de la glucosa. La capacidad termogénica de la grasa parda está mediada por la presencia de la UPC 1 cuya expresión está regulada por varios factores transcripcionales incluyendo el PPARy y PGC1a, los que pueden ser inducidos por exposición al frío y al ejercicio a través de la función de la Irisina. El aumento en la expresión del UPC 1 genera, como uno de sus efectos, el pardeamiento del tejido adiposo blanco transformándolo en tejido adiposo pardo termogénicamente más activo, lo que aumenta el gasto energético total. El tejido adiposo pardo contiene un alto número de partículas lipídicas y un alto número de mitocondrias. En el interior de la membrana mitocondrial se encuentra la UPC 1, una proteína desacoplante, que al activarse no genera síntesis de ATP sino que produce un aumento en la liberación de temperatura. Por estas razones la Irisina es considerada una proteína termogénica que aumenta el gasto energético al ser una hormona que media la transformación del tejido adiposo blanco a pardo.

GARCINIA CAMBOGIA:

Fuente de ácido hidroxicítrico (HCA) al que se le atribuyen propiedades reguladoras de la lipogénesis (formación de grasas) frenando la transformación de carbohidratos en grasas. Además el ácido hidroxicítrico (HCA) mejora la biodisponibilidad de serotonina, sustancia encargada de regular el apetito.

DIENTE DE LEÓN:

Notable es su acción diurética: debido a su riqueza en sales de potasio, flavonoides y sapónidos, aumenta el fluido urinario.

Por ello se indica, tanto para remediar la retención de líquidos general o localizada, como para otros problemas genitourinarios: cálculos renales y biliares.

NARANJA AMARGA (CITRUS AURANTIUM):

Proporciona sinefrina que estimula los receptores b-3 adrenérgicos estimulando la lipólisis e incrementando el gasto metabólico.

L-CARNITINA:

La carnitina acelera el transporte de los ácidos grasos y los deposita en el horno del metabolismo.

La consecuencia: el organismo quema grasa (en lugar de acumularla). Esta sustancia también se utiliza en el tratamiento para adelgazar debido a su efecto quemador de grasa.

La formación de carnitina se realiza en cinco pasos sintéticos que incluyen la participación de co-factores esenciales: la vitamina B6, la vitamina B12, la niacina y el ácido fólico. Esto implica que la escasez de alguna de estas sustancias puede conducir a una limitación de la biosíntesis.

Propiedad energizante: es una fuente generadora de energía disponible para la actividad física lo que constituye un fenómeno virtuoso puesto que a más músculo, menos grasa.

Propiedad estimulante metabólica: el aumento relativo de la masa magra en comparación a la masa grasa, produce un aumento del metabolismo basal, que facilita y acelera el proceso de adelgazamiento.

L- METIONINA:

La metionina es un aminoácido neutro, no polar que contiene un átomo de azufre y es el primer aminoácido en la síntesis de cualquier proteína.

Es el encargado de transportar la grasa hasta las células para convertirla en energía, y lograr así un rendimiento muscular óptimo en todos los sentidos. Este tránsito de las grasas del cuerpo lo que hace es que este aminoácido evite la acumulación de la misma en las arterias y el hígado.

L-GLUTAMINA:

La glutamina combate la acumulación de grasa y puede transformarse en glucosa en los riñones sin interferir con los valores del glucagón ni la insulina. Esto redunda al mismo tiempo en una ganancia de energía que es capaz de evitar la acumulación de grasa inducida por la insulina. La glutamina contrarresta la acumulación de grasa proveniente de los alimentos lo que en consecuencia, ayuda a controlar el peso. Adicionalmente, también evita el deseo de azúcar y alcohol.

PICOLINATO DE CROMO:

Un aspecto importante en el tratamiento de la obesidad es la normalización del apetito, es aquí cuando el picolinato de cromo actúa. Se sabe que el control del apetito se lleva a cabo en el hipotálamo, donde intervienen los glucostatos mediadores del apetito y saciedad, así mismo la respuesta bioquímica a los niveles de glucosa en la sangre; estudios han demostrado que el picolinato de cromo tiene acción sobre estos niveles facilitando el ingreso del mediador (glucosa) al mejorar la utilización de la insulina en esta área del mecanismo regulador, coadyuvando así la supresión del apetito.

Este mineral, presente en pequeñas cantidades, es esencial para ayudar a que la insulina del cuerpo regule los niveles de azúcar en la sangre.

VITAMINAS: B2, B3, B5, B7 y B12.

También recomendamos

Tea Drén.500 ml.
20,15 / unidad(es)
LINFADREN.250 ml
15,25 / unidad(es)
(1 ml = 0,06 €)

Examine también estas categorías: Codiet, CODIET